27/5/16

18/9/15

I Concurso de Micro-relatos Contra la Violencia de Género "Mónica Carrión"

 Os adjunto las bases y algunos consejos para la participación en el concurso de micro-relatos.

¡Ánimo!

 Decálogo para escribir microrrelatos

1.      Un microrrelato es una historia mínima que no necesita más que unas pocas líneas para ser contada, y no el resumen de un cuento más largo.

2.       No es una anécdota ni una ocurrencia. Como todos los relatos, el microrrelato tiene planteamiento, nudo y desenlace y su objetivo es contar un cambio, cómo se resuelve el conflicto que se plantea en las primeras líneas.

3.       Habitualmente el periodo de tiempo que se cuente será pequeño. Es decir, no transcurrirá mucho tiempo entre el principio y el final de la historia.

4.       Conviene evitar la proliferación de personajes. Por lo general, para un microrrelato tres personajes ya son multitud.

5.       El microrrelato suele suceder en un solo escenario, dos a lo sumo.

6.       Para evitar alargarnos en la presentación y descripción de espacios y personajes, es aconsejable seleccionar bien los detalles con los que serán descritos. Un detalle bien elegido puede decirlo todo.

7.       El título es esencial: no ha de ser superfluo, es bueno que entre a formar parte de la historia y, con una extensión mínima, ha de desvelar algo importante.

8.       Contar cuentos es pintar con palabras, dibujar las escenas ante los ojos del lector para que este pueda conmoverse (o no) con ellas. Buscamos impactar al lector.

9.       El final es lo más importante, es ahí donde el lector debe recibir la bofetada.

10.   Piensa distinto, no te conformes, huye de los tópicos. Uno no escribe para contar lo que ya se ha dicho mil veces.

Ejemplos:

Maldito milagro

Salió, sigilosa, a estirar las piernas. Qué delicia pisar el suelo, sentir el peso del cuerpo en la planta de los pies. Caminar. Se paró a escuchar la noche. El miedo a ser descubierta le avivaba el oído hasta hacerle perceptible la lenta respiración de los que dormían. Imaginó el revuelo si la encontraran levantada, así, sin la silla de ruedas. Y todas las preguntas que vendrían después. Pero a ella solo una le martilleaba la cabeza: ¿de qué iban a vivir sin su pensión? (85 palabras)

¿Y ahora qué?

Ya no podíamos contar con él. Siempre había sido el que había zanjado todas las cuestiones, el que había solucionado los problemas. Y lo cierto es que nos habíamos acomodado, y dejamos de pensar en muchas cosas, desde las más importantes a las más insignificantes. La comida, la ropa, la decoración de la casa… Todo pasaba por sus manos. Y ahora, llevábamos un buen rato sentados alrededor de la mesa, en silencio, mirando atontados el elegante y dorado jarrón con sus cenizas, como si esperáramos que saliera y nos dijera dónde quedaría mejor.  (93 palabras)

El paquete

La intención de seguir siendo sólo amigos; la custodia de los niños; la domiciliación de las facturas; los turnos de paseo del perro; el uso de los vehículos familiares; el reparto de los bienes inmuebles…; todo había sido pactado sin problemas. Tan sólo les quedaba por acordar qué hacían con el incómodo cadáver del mediador familiar.  (56 palabras)

Al fin, un lunes productivo

No creo que pueda pedirse mucho más para ser un lunes por la tarde. A mediodía dije: «Manos a la obra». Y para la una ya tenía al ser humano extinguido. También al resto de criaturas terrestres, por eso de no alterar el orden. A las dos, los fondos marinos estaban arrasados y las aves, aniquiladas. Lloré. Pero a las tres, puntuales, implosionaron todos los cuerpos celestes. Fue precioso.
A las cuatro, las aguas inundaban de nuevo su espacio original. Sobre las cinco he hecho desaparecer el cielo. Y justo a las seis, ¡plop!, he apagado la última luz para dar paso a las tinieblas.
Yo diría… que me he ganado una buena siesta. (114 palabras)

Emoticono parlante

El mensaje era claro, conciso, breve y letal: no insistas, decía, seguido de un emoticono con un corazón.
―Vero, yo flipo, no entiendo su rollo.
―Ya tía, igual es que le va este juego.
―¿Qué juego? ¿No insistas y un corazón? ¿ eso qué significa? No entiendo estos whatsapp absurdos que, además, nunca, nunca me dice a la cara, es como si el whatsapp de las narices lo transformara en un emoticono parlante. Yo quiero una relación normal, hablar, mirarle a los ojos, humano, tía, humano.
―Mándale el emoticono ese del huevo frito, ese confunde mogollón.
―¿Sí? Este se va a enterar de lo que vale un peine. (107 palabras)


22/3/15

LA HISTORIA DE UNA IMAGEN

En esta ocasión se trata de arte urbano, arte callejero que trata también de golpearnos, para decirnos...¿qué?


14/3/15

La recomendación literaria del día

 Novela de ajedrez, de Stefan Zweig  es una enorme novela escrita en poco menos de noventa páginas. En ellas nos sumergimos  en las profundidades psicológicas del ser humano: sus miedos, sus obsesiones, sus genialidades y atrocidades. Como telón de fondo, el dominio nazi;el vehículo, el ajedrez, una de las maravillas más complejas que ha creado la mente humana. 



LA HISTORIA DE UNA FOTOGRAFÍA

LA HISTORIA DE UNA FOTOGRAFÍA

Cuéntanos la historia de esta fotografía: lo que te sugiere, lo que ves, lo que no ves pero imaginas.




26/1/15



TUS FRASES PREFERIDAS



Seguro que más de una vez, cuando estabais leyendo un libro, os habéis topado con una frase o fragmento que os ha dejado sin aliento. Lo habéis releído de nuevo y lo tenéis subrayado para volver a él una y otra vez. Porque de repente decía algo de vosotros, o algo se os reveló.



¿Os gustaría compartirlos con nosotros? Queremos llenar el instituto con vuestras referencias y recomendaciones, con carteles que nos inspiren e interroguen.



Podéis escribir y mandar aquí vuestras frases, que convertiremos en carteles o, si os apetece, podéis acompañarlas de una imagen sugerente o relativa al libro, al significado o a lo que queráis, como en los ejemplos que os adjunto -aunque el estilo puede ser muy diferente, claro está-.



Gracias por vuestra participación.

Y, ya sabéis, "Leer, da SUEÑOS"